“Des de baix”: otra cara de una misma moneda.

“Contra el soberanismo de derechas, soberanismo de izquierdas”. Es parece ser el lema de la nueva candidatura de los protofascistas de izquierda catalanes.

En su primer manifiesto apuestan por “construir una alternativa anticapitalista i defensora dels drets nacionals i la plena sobirania de Catalunya”.

En Cataluña no existe, o esta condenada al ostracismo, cualquier opción política que no se adhiera a la causa nacional. El nacionalismo todo lo invade, es el eje trasversal de la política catalana, fuera de él, el desierto es lo que espera a quien ose negarlo. Esto quedo en evidencia en la manifestación contra la sentencia del Constitucional sobre el “Estatut”, allí estaban todos desde la derechona “Estat Catala” hasta los que hoy forman la citada candidatura: “Des de baix” y todos suscribirían sin problemas lo que estos últimos declaran en su manifiesto inicial: “Defensem la plena sobirania del poble català i rebutgem la Constitució espanyola monàrquica de 1978. El procés fallit de reforma de l’Estatut mostra clarament que la via estatutària és una via morta i que la satisfacció dels anhels de sobirania del poble català exigeix trencar amb la Constitució. Defensem l’exercici del dret a l’autodeterminació a través d’un referèndum amb l’objectiu d’assolir una República Catalana que pugui decidir lliurement el vincle que vol tenir amb la resta de pobles ibèrics i d’Europa”.

Como alguien que se llama de izquierdas puede hablar de los anhelos del pueblo catalán ignorando la realidad social catalana: la participación en el referéndum del Estatuto no llego al 50% y los sies rozaron el 75% de los participantes, es decir menos de un 38% de catalanes en edad de votar daban soporte al citado estatuto. La independencia ha tenido menor soporte aún a tenor de los resultados de los ilegales referéndums independentistas. No parecen aplicar mucho el materialismo dialéctico histórico a la hora de analizar la realidad catalana.

Hora es ya de decir las cosas por su nombre: No hay izquierda en Cataluña y no añado lo de no nacionalista por que seria redundante, no se puede ser de izquierda y nacionalista. Si, existen ciudadanos con un pensamiento de izquierdas y por ende no nacionalistas, pero no tienen organizaciones políticas que les represente y este vacío y orfandad provoca un desapego por la política que se traslada a la baja participación en las elecciones autonómicas, que previsiblemente crecerá en las próximas.

La nueva propuesta de soberanismo secesionista de izquierda no añade nada nuevo a la política catalana donde solo hay una moneda con múltiples caras.

Vicente Serrano

Barcelona, 20 de septiembre de 2010

8 Comments

  1. Birgit 21 octubre 2010 21:47

    Buenas noches, Vicente: Nacionalismo + socialismo me hace pensar en una terrible combinación que tuvo su auge Alemania hace un tiempo. Hablo de un episodio que todos los alemanes quisiéramos borrar de nuestra memoria. Pero aquí en Catalunya no hemos llegado tan lejos, ¿verdad? Un beso, ya tienes las fotos. Birgit

    http://www.okteam.es

  2. El aprendiz. 25 noviembre 2010 16:16

    Internacionalismo y derecho de autodeterminación, defensa de la heterogeneidad, y del derecho a decidir de las naciones, que no es otra cosa más que el pueblo hablando, cunato miedo os da.

  3. Vicente Serrano 27 noviembre 2010 0:34

    Querido “El aprendiz” paréceme tu respuesta un tanto simplona, hablas con términos a los que asignas valores absolutos e indiscutibles.
    Autodeterminación = a pueblo hablando,,,, Por favor!!
    Miedo? ¿Quien dijo miedo?
    La autodeterminación es un derecho del pueblo saharahui, por que fue una colonia española y ahora se la ha anexionado Marruecos….. pero Cataluña? Cuando ha sido una colonia?
    Y quien es el pueblo catalán? Solo los que votaron a favor del estatut? El 37% de los que aquí tienen derecho a voto.
    Este domingo los ciudadanos de Cataluña están llamados a votar, gracias a una Constitución que algunos desprecian. La Constitución Española.
    Casi na..
    Vicente

  4. Pedro 9 enero 2011 15:36

    Efectivamente, derecho a decidir de las naciones, a que hable el pueblo, por eso debemos hablar todo el pueblo español para poder decidir, y pretender aplicar un sufragio censitario excluyendo al 85% del pueblo, que es lo que proponen plataformas reaccionarias como Des de Baix. Si realmente no tenéis miedo, que hable el pueblo, pero en su totalidad. Que no decida la parte por el todo.

  5. Francesc Fuentes 11 febrero 2011 22:00

    Dices ser de izquierdas pero evidencias la intolerancia típica de los fascistas. Dices ser antinacionalista pero se te ve el plumero español hasta las cachas. Catalunya es una realidad mal que te pese a ti y al Generalísimo Franco que hizo el trabajo sucio a los partidarios de la España imperial.

  6. Vicente Serrano 12 febrero 2011 20:01

    Francesc: Es evidente que no te has leido el artículo, en el ni siquiera me declaro antinacionalista.
    Además ser español o catalán o lo que sea hasta las cachas no es ni bueno ni malo, simplemente es. Y yo ser, soy muchas cosas aparte de español o catalán o extremeño o mallorquin o barcelones.
    Y quien ha negado que Cataluña sea una realidad, lo es, aunque supongo que mi visión de esa realidad no coincide con la tuya. ¿Quien tiene la verdad? ¡Si es que la verdad existe!.
    Supongo que a estas alturas explicarte mi historia no vale mucho la pena. Tan solo un apunte: El día que murió Franco (no soy tan respetuoso como tu con el dictador) tenia 16 años y lo celebré con cava.
    Saludos,
    Vicente

  7. Francesc Fuentes 13 febrero 2011 14:39

    Es evidente que te has inventado el que no me he leido el artículo. No hace falta declararse antinacionalista para serlo. Nunca sera de izquierdas aquel que no entienda las distintas realidades nacionales. No deseo polemizar y esta es mi última comunicación, pero al no conocernos personalmente lo único que puedo hacer es manifestar mi profunda honestidad.
    Soy algo mayor que tu pero no puedo evitar preguntarme si sabes lo que era el quintacolumnismo durante la guerra civil del 36 al 39.
    Atentamente: Francesc

  8. Vicente Serrano 13 febrero 2011 19:10

    Francesc: Cuando decía que no habías leído el artículo, era más una forma recurrente para criticar tus conclusiones que un invento o una suposición. Es seguro que lo habías leído pero tu crítica partía no del contenido del artículo sino de tu acusación de antinacionalista.
    Si ser antinacionalista es estar en contra de aquellas posiciones que crean diferencias entre ciudadanos por razón de su origen, lo soy. Si ser antinacionalista es pensar que no hay naciones con derechos sobre otras, lo soy.
    Soy de izquierdas y eso, para mi, es incompatible con ser nacionalista. No dudo de tu honestidad y te sugiero no dudes de la mía, aunque tu ultimo comentario sugiere que te permites dudarlo.
    El quintacolumnismo no es exclusivo de la guerra civil española, ha existido siempre.
    De todas formas te sugiero que revises las posiciones de la izquierda antes y durante esa contienda, respecto al nacionalismo.
    Los nacionalismos que, como el catalán, surgen tardíamente se caracterizan por su culto a la identidad, a la diferencia, y considera a su nación con una predestinación suprema, al igual que el franquismo respecto a España, o el nazismo o el fascio. Independiente de los ropajes “democráticos” con los que actualmente se vistan, recomendable leer los primeros escritos de Jordi Pujol y sus predecesores de finales del XIX y principios del XX, o los escritos de Sabino Arana inventor del nacionalismo vasco.
    Todo esa carga “ideológica” (y perdón por lo de ideológica, me parece excesivo considerarlo una ideología) choca frontalmente con el proyecto emancipador de la izquierda, la búsqueda de la igualdad.